Cómo hacer que una persona te extrañe, te desee, te piense, te eche de menos

Lo que te diré a continuación es algo que cuesta de entender, pero que hacerlo logrará que seas una persona extrañada, pensada y ALTAMENTE DESEADA.

Te voy a decir VERDADES que ningún otro youtuber ni maestro te dirá. Algunas serán duras, pero serán VERDADES que mejorarán tu vida. Prefiero eso a mentirte y que sigas con un ego bien hinchado de «yo soy el mejor», pero sigas hundido y buscando desesperado que esa persona te extrañe y te busque.

Las personas que no solo eligen personas que no las tratan como pareja, sino que además las persiguen, lloran y se esfuerzan todo lo posible para que les hagan caso, son personas que NO ESTÁN BIEN.

Y CUANDO TÚ ESTÁS MAL, SOLO ENCUENTRAS SIEMPRE PERSONAS QUE ESTÁN MAL. Para encontrar personas que están bien, PRIMERO DEBES TÚ ESTAR BIEN.

El amor no es poner cadenas a alguien para que te quiera, sentirte inseguro con cada paso que da o buscar amarres y conjuros para que te quiera al precio que sea, y lo que menos te importa es que te ame de verdad, que solo le quieres a tu lado a toda costa.

HACER ESO SIGNIFICA QUE ESTÁS MAL, QUE NO ENTIENDES QUE EL AMOR ES UNA ELECCIÓN, que no puedes obligar, solamente aceptar.

Y todo esto te pasa porque llegó un momento en el que te abandonaste, olvidaste quién eras y lo que te convenía. Empezaste a actuar por impulsos.

Vives en una sociedad donde de forma directa se nos transmite constantemente la idea de que está bien ser infiel, desleal y que solamente el físico es lo más importante. Que el amor es sufrimiento…

Y todos estos mensajes te han llevado a la vida que tienes ahora. Una vida que te ABOCA a LUCHAR POR QUIEN NO TE QUIERE Y TE IGNORA. 

Y es evidente que cuando actúas así es porque estás mal, porque no sabes amar. 

¡¡DEJA de dedicar tu tiempo en otra persona que no seas tú!! 

Debes tener una vida interesante que atender, en vez de una vida aburrida que esperas que alguien la haga más emocionante.

Porque cuando tú no deseas tu vida, buscas gente que la haga emocionante. Y tu vida no la hará emocionante una persona estable, que venga de frente y te diga lo que quiere. 

Tu vida la va a hacer emocionante alguien que te haga sufrir y que no te dé lo que quieres. Y cada vez más personas se apuntan al carro de IGNORAR a las buenas personas y sentirse enormemente atraídos por los cabrones y cabronas que no te darán nunca nada estable.

Nos enseñaron de pequeños a ser buenos, amables y tremendamente serviciales con quien nos gusta, porque así seremos el mejor partido para ellos. Pero hoy en día, ser EL MEJOR PARTIDO es sinónimo a MATAR TODO TU ATRACTIVO.

Las personas se han vuelto auténticos yonkis de las montañas rusas emocionales. Cada vez nos emociona menos todo porque lo tenemos todo y siempre pedimos más y más sin estar nunca satisfechos con nada.

Si quieres ver una película, tienes la que quieres en netflix, si quieres un bolígrafo lo pides en Amazon y te llega al día siguiente. Si quieres carne, la tienes en el supermercado cuando te dé la gana. Si quieres sentirte más seguro o segura, puedes coquetear ya mismo en Instagram.

Lo malo es que volverte ADICTO A LO FÁCIL Y LO RÁPIDO hace que en cuanto algo te haga sufrir un poco, lo desees con locura porque tu vida carece de emociones al ser incapaz de valorar lo que te rodea.

Así que dejas de tener vida para vivir por y para los demás, y cuando alguien te gusta, se convierte en el centro de tu mundo. No te detienes un momento a pensar: “Pero esa persona, ¿es buena opción?”. Tu mente, la que está mal, la que no tiene ni la más mínima idea de lo que quiere, te calla y te dice: “¡CÁLLATE , PERO NO VES LO BUENO QUE ESTÁ!”.

Y esa simple frase superficial, esas emociones primarias se anteponen a tu propio bienestar y felicidad.

Y aplicas lo que te enseñaron de pequeño: que cuando alguien te gusta, tienes que ser servicial y hacer todo lo posible para que esté bien. Lo que no te enseñaron es que 20 o 30 años más tarde el mundo cambiaría de tal forma que cuanto menos des y cuanto más hagas sufrir, más enamorarás.

Hoy en día LA AUSENCIA, el SER UN HUESO DURO DE ROER, es lo que hace que te valoren. El tener una vida que no dependa de los demás, sino de ti. El aprender rápidamente la lección de que si no te valoran no hay que insistir, y aprenderán a insistirte.

El amor no se rige por reglas de «es mejor o peor que yo». Se rige por la regla: «SE VALORA MÁS O MENOS QUE YO».

Y cuando tú aprendes que eres la persona más valiosa del planeta y que el amor es siempre una vía de dos direcciones, que solo es posible SI SE DA desde el primer momento, en el instante en que comprendas esto, dejarás de atraer relaciones de mierda para fijarte en personas que al igual que tú no entrarán en estos juegos.

Porque sólo cuando entiendes esto y estás bien de verdad, atraes otras personas que también están bien y no entran en estos juegos de niños.

Dejarás de ofrecer tu tiempo de forma indiscriminada a cualquiera que te dé un poco de amor, pero que te ignora. Aprenderás a dar tiempo, sí, PERO DE CALIDAD Y SOLO A QUIEN SE LO MERECE.

NADIE TE PUEDE EXTRAÑAR SI NO TE VALORA Y NUNCA TE VAN A VALORAR SI PERMITES QUE NO TE TRATEN COMO UNA PRIORIDAD.

Sólo así te conviertes en una persona digna de extrañar, ser deseada, ser pensada y echada de menos. Cuando diriges tus acciones y pensamientos hacia el lugar indicado. Porque cualquier tonto te puede echar de menos y desear, pero la gracia está en que quien lo haga sea alguien que MERECE LA PENA.

La primera VERDAD ES QUE TÚ ahora mismo no estás bien y no, no me mires así, porque NO LO ESTÁS. Estás buscando que alguien en particular que NO TE DA O NO TE HA DADO SU ATENCIÓN te extrañe y te quiera, y eso nos indica que no estás bien porque estás mendigando amor a quien NO TE AMA.

Una respuesta a «Cómo hacer que una persona te extrañe, te desee, te piense, te eche de menos»

  1. Me dedico a la filosofía desde los 13 años de edad y noto que te impacta tanto lo posmoderno que hay en las tecnologías que vienes perdiendo «la brújula», pues internet, facebook, instagram, twitter, son unos ojos más o fuentes más, pero los tiempos modernos subsisten y conviven o coexisten con la posmodernidad.; tienes tanto en cuenta a los débiles o tristes personas, o el mercado te está obnubilando y subestimas a mucha gente con afirmaciones que haces de esos grupos de personas. Ya volveré sobre el punto, pero Christian Cruz te supera, pues no decae ante esos casos lamentables. Dios te ilumine y te inspire, trata de reemplazar algún retiro por meditaciones, cordial saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.