Es normal tener desilusión y miedo ante un sueño

Un abuelo desilusionado

Foto extraida de Placer Visual

Crítica a los vendemotos

Mucha gente cree que soy una especie de dios infalible que siempre sigue adelante pase lo que pase, que siempre estoy ilusionado con mi revista, con escribir y que no pierdo ni un segundo de ilusión. Es normal atribuir cualidades de dios a las cosas que admiramos, al igual que muchos creen que el seductor Mystery siempre sale a sargear con 100% de energías y que nunca falla.

Dejadme deciros que la realidad no es así, todos somos humanos, todos fracasamos y todos tenemos miedo, unos más que otros pero todos tenemos esas cualidades. El médico que va de sabiondo tendrá dudas, será necio y torpe muchas veces, que lo niegue solo significa que tiene un defecto más: Su Ego.

La cara hacia los demás es una cosa y lo que en realidad eres es otra muy distinta que no tiene porque coincidir. Por eso me caen bastante ineptas esas webs de seducción que pretenden hacer creer que tienen el manual perfecto y el maestro perfecto. Eso solo significa que hay un miedo muy grande al fracaso por parte de ese tipo de «gente«.

Yo siempre lo digo, no soy perfecto, ni mejor que tú y aunque me dedique a todo esto no significa que tu lo hagas peor, simplemente que tú no te has querido dedicar a ello, y todo esto es congruente con mi teoría de que tú tienes tanto poder o más que el mejor de los líderes para cambiar el mundo: Solo te falta creerlo al igual que ellos lo creen.

Desilusiones

Hasta hace poco no había tenido ninguna duda en cuanto a mi proyecto, pero va pasando el tiempo y los resultados no llegan o si lo hacen es a cuentagotas. Estás ahí metiéndole caña mientras ves que otros hacen trampa, se autoproclaman súper-gurús y la gente necia les cree.

Tú sigues tu camino humilde con una fórmula que apuestas tu vida, tu dinero, tu comida y tus creencias a que es mejor que la de la otra persona porque tu objetivo es ayudar y no hacerte una especie de famosete a lo Tony Genil.

Pero ves que tarda en llegar, ves que la gente sigue criticándote y cuando miras la cuenta del banco ves que no te llega para pagar el alquiler. No tienes a nadie que te apoye sigues tú solo el camino y eso es algo muy duro.

Tus padres te piden que trabajes, tus hermanos no creen en ti y se ríen levemente y lo ves en cada rincón de tu vida. Estás haciendo algo que no es factible, que nadie se atreve a hacerlo.

Pero estás ahí luchando duro por algo que crees y que muchos necios envidian y te intentan hundir con comentarios bastante bobos.

Superar la desilusión

Muchas noches, en casa de mi novia cuando ella se iba a dormir me entraban bajones y casi nunca me ha sucedido. Puede que todo se acumulara pues el sargeo cambió mi vida, era una especie de droga, un chute que necesitaba 4 veces por semana. El sargeo me daba vida y dejarlo es algo duro, realmente es peor que dejar el alcohol.

Y todo se te va juntando, te estás pasando a la autoayuda no porque dejes el sargeo sino porque todo lo que has vivido ves que la autoayuda es lo único que sirve para avanzar en la vida, llegar al éxito y por supuesto ser un gran seductor.

Hay 2 tipos de buenos seductores, el 99% nacen con ese don y raramente podrán enseñártelo. El 1% es gente que se hace a sí misma y lucha hasta convertirse en grandes seductores. Pues ese 1% no se consigue con técnicas de seducción, eso te lo aseguro, ese 1% se consigue sabiendo cómo se va por la vida y como conseguir llegar hasta el final sin pulmones y sin corazón, con una fuerza de voluntad que para montañas.

¿Esto te lo puede enseñar alguien qué tiene un don desde pequeño para la seducción? Es evidente que no. Ese tipo tuvo eso ahí pero si lo sacas de la seducción y le pides un reto nuevo no durará ni dos días. En cambio el otro 1% no solo se convertirá en un gran seductor tan bueno como el otro, sino que sabrá ir por todos los rincones de la vida superando los otros obstáculos.

¿Tú qué prefieres el don o saber ir por la vida?

Cuando veía críticas en la revista, que el dinero no llegaba, que no podía seguir así estuve buscando trabajo. Era de diseñador de páginas web, estaba bien pagado a mi parecer, 900€ al mes, más comisiones. Con todo lo que había aprendido estaba más que capacitado para el puesto, sin embargo no me cogieron.

Necesitaba un trabajo con el ordenador que me permitiese seguir escribiendo en la revista, manteniéndola y manteniendo el proyecto de autoayuda y que no me cogieran fue un gran golpe.

Cada día no sabía si mañana podría seguir comiendo, tenía que apurar para poder ir al cine y mil cosas peores. Y es ahí en las rectas finales cuando se pierde la ilusión y hay que meterle mucha caña para poder seguir.

Y esto es lo que hago cada día, escribiendo 3 veces por día, organizando seminarios para enseñar a la gente como empezar la vida, como seguirla, como llegar a la meta final, superarla y todo lo que a mí siempre me ha estado ayudando.

Con este escrito solo quiero decir esto: Que yo al igual que todos no soy perfecto y también tengo miedos.

3 respuestas a «Es normal tener desilusión y miedo ante un sueño»

  1. ola Jack, sin duda me ha gustado mucha la sinceridad

    de tu articulo, yo tambien estoy metido en lo que es el

    crecimiento personal, quiero crecer mucho como persona,

    pero todavia sigo en mi camino; yo al igual que todos he

    tenido bajones, hasta dias que me voy llorando a la cama.

    Dentro de lo que estoy metido es en el sargeo, lo de las

    criticas es muy cierto, tu quieres hacer tu camino

    humildemente, sin embargo los demas te critican y te

    atacan; por ejemplo amigos mios que me dicen que estoy loco y cosas por el estilo; sin embargo me he dado cuenta que los chicos que se encuentran satisfechos en su vida

    son los que menos critican, por ejemplo un amigaso mio

    que es un natural, el se levanta facilmente a las chicas,

    tiene muchas novias, sin embargo el no anda hablando

    de eso, el solo lo hace; me deja asustada la gran humildad que tiene.

    En fin me he dado cuenta que las personas que mas

    critican y andan señalando a los demas son las mas

    envidiosas y amargadas….

    Sigue escribiendo en tu revista que me inspira a seguir

    adelante, bye…y abrazos.

  2. Pienso que todo esta relacionado con todo, todas la cosas que hacemos en la vida, dedicar tu vida a un deporte, a una empresa, a la seduccion, a la autoayuda etc. Creo que todas esas cosas nos llevan a mismo sitio, encontrarnos con nosotros mismos, conocernos, conocer nuestros limites y capacidades. La inactividad, el miedo, los traumas y toda la basura que llevamos en la cabeza (basura que fue impuesta por todas las personas y situaciones a lo largo de tu vida, basura que tu aceptaste y te creiste) todas esas cosas nos alejan de la vida, de nuestros sueños y metas. Pienso que cada quien en algun punto de la vida, encuentra la manera de salir del hoyo o de despertar, algunos eligen un deporte y encuentra su sentido de vida en el. Cada quien debe buscar, el que busca encuentra. Hay quienes deciden no despertar, no salir de casa y nunca sacar la basura. Yo estoy buscando y por mi camino encuentro cosas como este sitio y muchos otros, libros y peliculas, todos hablan de lo mismo, todos en algun momento llegan al mismo punto. ¿Ser o no ser? Todo lo que necesitas esta dentro de ti, no hay limites nunca los hubo, los limites estan en tu cabeza. Quiero recomendar un libro bueno dos libros jeje el autor se llama miguel ruiz

    Los cuatro acuerdos toltecas

    La maestria del amor

    Saludos desde mexico!!

  3. Hola Jack, aunque digas que no eres perfecto y que tienes tus miedos, cosa normal en todo ser humano, seguirás siendo uno de mis héroes. Ya se que no te gusta que te digan héroe, pero a mi me da fuerza, me ancla en un estado de superación, recordando como conseguiste con todo en contra, lanzar tu destino al viento, para alcanzar tus retos, y tus sueños. Tu Jack, Naxos,Mario di Domenico, Lobo Feroz, Alex de Blass, Arcángel, Donatello,Wallance,Mario Luna..nos hacen falta héroes como vosotros, que nos inspiren a luchar. Una mesa redonda de caballeros, que se respetan, se apoyan, y nos aconsejan, nos enseñan para que seamos dignos, de algún día, poder estar, con vosotros, sentados en esa honorable mesa.        

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.