Se asertivo en tu vida diaria

Se asertivo en tu vida diaria

Estos consejos os los daré desde mi experiencia. Son rutinas y situaciones que me han pasado personalmente y que creo que pueden servir a todo aquel que esté aprendiendo a ser asertivo.

No dejes estafarte por ninguna compañía a pesar de la fama que sabemos que tienen todas las operadoras telefónicas en cuanto al trato con sus clientes, pensaba que no iba a tener un problema como el que me ha ocurrido. Recientemente, he adquirido un servicio de telefonía nuevo.

El caso es que por error lo contraté dos veces, ya que mi tarjeta de crédito pareció no funcionar la primera vez y me hicieron llamar otra vez para adquirirlo de nuevo a otro teleoperador contándole lo que me había pasado. Hasta ahí todo normal.

Pero mi sorpresa fue cuando al observar los movimientos de la cuenta bancaria, veo que me han cobrado el servicio dos veces. Actuando de forma asertiva llamé inmediatamente a la operadora diciendo de forma educada lo que me había pasado pidiendo que me reembolsarán el dinero cuanto antes. Me pasaron de un departamento a otro y al final me dijeron que me lo devolvían en 3 días.

A los 5 días, no me lo había devuelto, con lo cual, actuando de manera asertiva les volví a llamar de forma educada pero firme. Me dijeron que habría sido un error y que a ellos no les consta que se me cobrará dos veces el servicio, me pidieron que les enviara un email con los movimientos de la cuenta.

Eso hice, y a día de hoy (tras dos semanas) sigo esperando la respuesta de ese email.
Si no fuera asertivo la cosa se quedaría ahí, no movería nada más (pues en realidad no es mucho dinero), pero eso no es la asertividad. La asertividad es reclamar lo que nos pertenece, con lo cual esta semana iré a poner una denuncia a la Oficina del Consumidor.

El caso es que ante injusticias de este tipo hay que ser asertivo en tu vida diaria, estas compañías se aprovechan de que la gente es poco asertiva y no mueve mucho por un caso de estos. Si todos fuéramos más asertivos, esto no pasaría.

Se asertivo y no te dejes engañar

Si te dejas estafar, bajará tu autoestima, pues te sentirás como un bobo ya que sabes que te has dejado “robar” por una compañía. Sin embargo, actuando de forma asertiva estarás orgulloso de que estás reclamando lo que es tuyo de una forma educada y firme, tendrás una autoestima más sana, pues pese a que te han robado estás luchando por lo que es tuyo.

Si te ha pasado alguna vez (o muchas) que no te apetecía ir a una fiesta y tenías pensado quedarte en casa leyendo o viendo una película, y justo te ha llamado tu amigo para salir, tú no tenías ganas, pero no has sabido decirle que no y luego te has sentido fatal porque te has visto haciendo algo que no querías. Tranquilo. Eso nos ha pasado a todos, pero intenta cambiarlo desde ya.

Ya que lo único que hace es bajar tu autoestima. Se asertivo en tu vida diaria y desafía tu miedo a decir que no. Y dile de forma educada y firme “Hoy no me apetece salir, me voy a quedar a ver una película en casa, pero muchas gracias por la invitación”. Se contundente y no mientas, no pongas excusas falsas para no salir, así no actúa una persona asertiva. Una persona asertiva no quiere ir a un sitio, lo dice y no pasa absolutamente nada, no te apetece ir y punto.

Otro error es el de pensar que nuestros padres tienen la razón en todo y no es para nada cierto. Nuestros padres nos intentan aconsejar creyendo que hacen el bien para nosotros, pero muchas veces no es así. ¿Cuántas veces te has visto haciendo cosas que has pensado que no eran correctas solo porque te lo ha dicho tu madre? Por ejemplo; te has comprado unas zapatillas, tu madre te ha dicho que son un poco horteras, que las devuelvas y te da más dinero para comprarte otras mejores.

A ti pese que te encantaban, te has visto yendo a la tienda a cambiarlas por otras que no te gustan tanto. No hemos sido asertivos para nada. Una persona asertiva le dice a su madre “Mama, entiendo lo que me dices, pero a mí me gustan estas zapatillas con lo cual me quedaré con ellas, pero gracias por el consejo”.

Si terminas con las zapatillas que quería tu madre y que no te gustan te sentirás mal, como un perdedor que no ha sabido hacer realmente lo que quería. Actuando asertivamente tendrías tus zapatillas y una buena autoestima tras haber hecho lo que has querido.

Estos consejos parecen muy simples. Pero son rutinas de la vida diaria que nos pasan a todos. Si te resulta familiar alguno ya sabes lo que deberías hacer: Ser asertivo en tu vida diaria siempre y disfruta de sus maravillosos beneficios en todos los aspectos de la vida.

Si quieres aprender a ser asertivo paso a paso, COMPRA AHORA nuestro audiocurso de asertividad: Como ser asertivo

(Recuerda que puedes comprar el producto desde cualquier parte del mundo dado que es descargable, aceptamos paypal (tarjeta), transferencia bancaria, Western Union y Contrareembolso (Solo España este último)


.

3 respuestas a «Se asertivo en tu vida diaria»

  1. gracias por esta información me sirvió de mucho para elaborar el trabajo especial de la tarea que me encargaron de asertividad. muchas gracias ya que podré llevar mi tarea muy bien redactada y lograr obtener un buena clificación en este trabajo de mi materia favorita.

    muchas gracias.

    1. apollo a ambas porque me sirvió para las clases de asertividad y gracias muchas gracias por esto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.