El efecto espejo en la pareja

© Marcos Molina (laro)

Hoy quiero hablar de relaciones y de cómo solucionar esos problemas que todos tenemos con nuestra pareja. Más que solucionarlos quiero hablar de cómo enfrentarnos a los problemas que tenemos con nuestra pareja para poder verlo de una forma que no sea problemática.

Para ello usaremos lo que llamamos el efecto espejo o la ley del espejo, que fue bautizada así por Deepak Chopra, que escribió un libro sobre ello. Dice la ley del espejo que cada uno de nosotros ve en los demás algo suyo reflejado. Así que cuando nos acercamos a alguien porque nos atrae algo de esa persona es algo positivo que tenemos nosotros mismos. O algo que nos gustaría potenciar.

Del mismo modo, o mejor dicho justo del contrario, cuando alguien nos genera sentimientos negativos es debido a que vemos en él reflejadas partes de nuestra personalidad que no nos gustan. Nos habla de aquello que menos soportamos. Aquí se puede generar un buen debate, si queréis usad los comentarios. Todo el mundo tiene cosas negativas pero solemos ver algunas de ellas. Igual que todos tenemos cosas positivas y cuando pensamos en positivo de una persona no lo destacamos todo sino lo que más importante nos parece.

Imagina que una misma persona es analizada por un grupo de gente. Todo el grupo conoce a la persona que se analiza, escriben sus cosas negativas y sus cosas positivas. ¿Crees que todos van a escribir lo mismo en el papel? No. Seguro. Cada uno tiene una escala de valores y le da más importancia a unas cualidades que a otras. Es por eso que hay cosas que tú no soportas de una persona que ni siguiera son visibles para alguien a quien no le molestan.

Seguro que te has encontrado alguna vez discutiendo algo con alguien y diciéndole que no se da cuenta que no ve los defectos de esa persona del mismo modo que tú. Y así es. Los defectos son lo que nosotros vemos. Igual que las virtudes. En función de tus creencias y de tus opiniones alguien tendrá unos defectos y virtudes u otros.

Bien, eso pasa porque detectamos en el otro partes nuestras, cualidades y defectos ocultos. Por tanto  lo que más nos molesta de los otros son las cosas que menos soportamos de nosotros mismos, aunque no seamos conscientes de ello.

Cómo afecta la ley del espejo a la pareja

Nos enamoramos de alguien cuando vemos en él cualidades que nos gustan, cuando nos sentimos cómodos y acompañados con esa persona. Además de tener una atracción sexual, intereses comunes, un plan de vida conjunto…

Creemos, aunque sea de forma inconsciente, que si esa persona tiene esas cualidades podrá potenciar las nuestras y colaborar en nuestro desarrollo como persona. En la mayoría de las ocasiones es un proceso que ocurre de forma totalmente inconsciente. Pero a veces ocurre de forma visible. Imagíante que eres amigo de alguien que no soporta leer, y para ti es básico poder ir a la biblioteca cada tarde durante toda la semana. Si no haces eso no te sientes realizado. Es posible que esa persona tenga cualidades suficientes pero tiene una carencia que te impide disfrutar de la relación. Si no encuentras otro momento para poder disfrutar de la amistad esta no va a poder ser posible.

Con las personas pasa lo mismo que con los intereses. Tenemos cualidades y buscamos el reflejo de nuestro potencial en otras personas. Si somos amables buscaremos a alguien amable, aunque no lo seamos. Si nos gustaría mucho poder ser capaces de tener palabras cariñosas y amables con todo el mundo, nos gustará una persona que sea así. Nos querremos reflejar en ella y aprender de su ejemplo.

Con las cosas negativas ocurre lo mismo. Si tu pareja tiene defectos que te hacen imposible la relación deberías aprender a mirar dentro de ti mismo y analizar qué es lo que están reflejando esos defectos. Ves esos y no otros. Y me refiero a esa gran cantidad de pequeñas tonterías que son las que acaban arruinando una relación: mi pareja es incapaz de tener la ropa ordenada, mi marido no lava nunca los platos, mi mujer pasa demasiadas horas frente al espejo, mi novio solo piensa en sus amigos…

© Rickydavid

Todas estas cosas que son pequeñeces pero que sumadas acaban estropeando una relación hablan en realidad de nosotros mismos y de lo que nos permitimos o no nos permitimos. Si te molesta que tu novio pase mucho tiempo con sus amigos quizás es que a ti te gustaría hacer lo mismo pero te has establecido una norma que dice que si tienes pareja ya no puedes salir con tus amigos. Para que eso tenga que ser un problema deberás cambiar tu forma de pensar y aceptar que no se pueden tener dos cosas a la vez, que hay que asumir lo que sentimos. Permítete una vida más inmadura y no seas tan exigente contigo misma y verás como no lo eres con tu pareja.

En cuando al orden, puede que te moleste tener la ropa desordenada porque necesitas sentir que lo tienes todo controlado, la necesidad de control responde a inseguridades, tal vez sientas que tu vida es la que es desordenada y por eso te molesta tanto que sea tu pareja la que te lo recuerde cada día. Inconscientemente piensa, no puedo vivir con tanto desorden, mi vida es un desorden absoluto, entro en  mi casa y solo hay desorden. Basta! y gritas por lo que ha hecho tu marido peor no te planteas que deberías ser tú la que se sintiera con una vida organizada.

Analizar las razones de que algo nos moleste tanto nos puede ayudar a conocernos mejor a nosotros mismos e incluso a relativizar. Sí, nos molesta lo que hace nuestra pareja, pero lo que hacemos nosotros es mucho peor, por tanto no tenemos derecho a quejarnos de que los pantalones estén desordenados si nuestra vida es un caos en general. Si somos sinceros con nosotros mismos reconoceremos que nuestro defecto es todavía peor y que si no lo solucionamos tampoco podemos exigir a nuestra pareja que lo haga.

Entenderemos mejor cómo funcionamos nosotros mismos, mejoraremos como personas y eso nos permitirá vivir una relación de pareja mucho más relajada y menos exigente. Si no te exiges a ti en primer lugar, no puedes hacerlo con otra pesona.

5 respuestas a «El efecto espejo en la pareja»

  1. tengo una duda que me quiere refelejar mi pareja cuando no se compromete con lo que es realmente importante y siempre esta huyendo a las responsabilidades

    1. Pues eso mismo, puede ser que en algun aspecto de tu vida huyas de alguna responsabilidad o tengas miedo a comprometerte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.