Conversaciones cavernícolas

La vida es muy bonita como para andarla desperdiciando con conversaciones triviales, absurdas y encima con las personas que más queremos.

Conversación cavernícola

¿Qué es una conversación cavernícola?

Conversación la cual no lleva a nada y lo único que hace es estresar a las personas qué participan en ella. Suelen ser discusiones sobre cuestiones absurdas y las personas suelen insultarse entre ellas por errores humanos que son enteramente comprensibles.

Por ejemplo una pareja se pone a insultarse y discutir sobre si el ascensor que han cogido es el correcto o no.

Estas conversaciones empiezan con cosas triviales y muchas personas acaban insultándose, enfadándose y tirándose los platos a la cabeza.

¿Cuando ocurren las discusiones cavernícolas?

Debido a que durante mi infancia he vivido muchas discusiones cavernícolas ahora las rehuyo totalmente. Mis padres se pasan horas y horas manteniendo discusiones cavernícolas y enfadándose sin sentido. Con mi novia nunca mantengo conversaciones cavernícolas aunque esté estresado o de mal humor siempre me contengo y no hago pagar a los demás mi estado de humor.

Las discusiones cavernícolas suelen ocurrir más en épocas de estrés, excitación… como por ejemplo:

  • Irse de vacaciones
  • Viajar
  • Hablar sobre hijos
  • Un familiar enfermo
  • Yendo en coche

Cuando la gente va de vacaciones se estresa…

Aunque las vacaciones son para disfrutarlas casi todo el mundo las empieza con mal pie. Empiezan a hacerse un horario de a que hora llegarán y lo que harán durante ese día con lo cual si hay algo que puede alterar en un 1% sus planes harán que empiece una conversación cavernícola por algo tan trivial como que un camión de la basura esté parado en la calle 1 minuto y nos impida salir.

Ejemplo:

(Conduciendo y se para el camión enfrente)

Ella: ¡¡Aix!! ¡¡Qué no llegamos!!

Entonces la familia se estresa ante estas palabras porque la mujer lo dice con un tono estresante que irrita a los oidos y provoca a las otras personas a protestar:

Hijos: ¡Te quieres callar mamá!

10 minutos más tarde ya en la autopista

Ella: Vamos a 80 por hora y no vamos a llegar eh, tendríamos que ir a 100km/h

Hijos: ¡¡Cállate ya mama que estresas!!

Esto suele ocurrir casi siempre cuando una familia se va de vacaciones. Están ilusionados en llegar al sitio, quieren llegar cuanto antes y enseguida empiezan a estresarse e insultarse unos a otros. Aunque todo depende del carácter de cada persona y del tipo de familia.

¿Cómo funcionan las conversaciones cavernícolas?

Las conversaciones cavernícolas se activan mediante un anclaje. Cada vez que empezamos una discusión con algo suele haber una situación previa, ya sea una palabra, un grito… Por ejemplo, cuando oíamos de nuestros padres:

Padre: Ven aquí, tenemos que hablar.

Entonces nos acojonábamos porque sabíamos que algo pasaba. Eso nos ponía en alerta y nos hacía pensar: «¿Se habrá enterado que el sábado no estuve en casa de mi amigo/a?»

Pues con las discusiones cavernícolas pasa lo mismo, mediante un simple gesto, tono de voz… activamos un anclaje en la otra persona que le hace activar su modo cavernícola e inmediatamente empezará una conversación cavernícola, además, a la vez, con nuestra reacción a la primera reacción provocamos otra reacción en la otra persona que también la pone aún más en modo cavernícola.

Ejemplo:

Madre: ¡¡Magdaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!! (grita con un tono de voz de autoridad)

Hija: ¿¿¡¡¿Queeeeeeeeeeeeeeé!!?? (dice ya estresada por el tono de voz)

Su madre al oír ese tono de voz también se estresa y ambas se ponen en modo discusión. Es decir, ambas partes se hacen poner en este estado.

A mi por ejemplo, odio cuando mi madre grita, está todo el día gritando, me estresa y aunque intento no entrar nunca en una discusión y pasar, (prefiero mantener conversaciones civilizadas) mi madre logra sacarme de mis casillas.

Cómo superar las conversaciones cavernícolas

No estrésEl primer paso para superar las conversaciones cavernícolas es que reactives tu anclaje de reacción. Es decir, si cuando tu madre te grita:

Ella: ¡¡¡Magda veeeeeen!!

Tu en vez de gritar con estrés tiene que provocar una nueva reacción en ti anti-estrés.

Por ejemplo decir con dúlzura y amargura:

Tú: Ya voy mama (con una sonrisa)

El solo hecho de acostumbrarte a esto hará que se mantengan pocas discusiones cavernícolas o qué por lo menos tú no te estreses, (qué se estrese la otra persona, no tú)

Tienes que ser consciente también de que anclajes tienes que activan el modo cavernícola de las otras personas.

Las cosas que pueden activar una conversación cavernícola por parte tuya es:

  • Gritar
  • Mirada serie
  • Cejas enarcadas de enfado
  • Postura de indignación
  • Tono de voz de autoridad

Evita enfadarte, activa nuevos anclajes positivos ante situaciones cavernícolas, será mejor para ti y para tu salud.

Broemar con anclajes cavernícolas

Una cosa que hago yo muy graciosa es que se que a mi novia le irrita mucho una voz autoritaria-enfadada. Lo qué hago a veces es que cuando está concentrado en algo le digo:

Yo: ¡Ei Raquel! (con tono de voz autoritario – Raquél es nombre ficticio)

Ella: ¿Quéeeeeeee? (se gira asustada y a la defensiva)

Yo me río. Ella sabe lo que hago y se mosquea. Este es solo un ejemplo, puedes usar anclajes cavernícolas para hacerle ver a la gente que tiene esos anclajes negativos, para reirte un poco de eso (en plan bueno) y sobretodo porque cuando hagas eso de verdad la otra persona ya no reaccionará tan mal ya qué muchas veces qué has activado el anclaje cavernícola habéis reido ambos porque broméabais con la broma de «activar el anclaje».

A continuación para despedir este artículo os paso una típica conversación cavernícola.

Típica conversación cavernícola

(Una familia llendo de vacaciones en coche)

Él: ¿Cojo esta salida?

Ella: Nooooooooo.. espera a la próxima

Él: ¡¡Pero es que próxima a lo mejor no hay y llegaremos tarde!!

Ella: ¡Que siiiiiiiiii! qué se que hay salida

Al cabo de 5 minutos

Él: Lo ves como no hay ninguna salida si lo decía yo… ¡¡Joder!!

Ella: Mira, ahí está, ¡IDIOTA!

Él: No la había visto…

Se pasan la salia

Ella: Mira que eres inútil eh

Él: Doy lo vuelta

Ella: ¡QUé haces! ¡NOO! ¡qué nos matarás!

Él: ¡Pero si aquí hay un cambio de sentido joder!

Niño: ¿Cuanto falta?

Él/Ella: ¡¡Cállate!! ¡¡No molestes que estamos conduciendo!!

Ella: MIra Ricardo… cómo tengamos un accidente te enterás

Él: El accidente lo tendremos si no te callas

Ella: ¡¡buuuuuuuuuuuuf!!

Él: Saca el mapa

Ella: ¿Qué mapa?

Él: Jooooder… ni eso eh… (extiende la mano y saca el mapa)

Ella: ¡CUIDADO!

Él hombre mira atento a la carretera y no pasa nada

Ella: Estáte atento, ¡ya lo cojo yo! ¡Conduce!

Él: ¡¡¿¿Quieres mirar en el puto mapa dónde está la salida??!!

Ella: ¡Joder! ¡Espera! ¡No me ha dado tiempo ni d abrirlo…!

5 respuestas a «Conversaciones cavernícolas»

  1. Jeje Muy chevere el post, la verdad que me va a servir, pues en mi casa a veces tengo conversaciones cavernícolas con mi madre, porque al igual que a ti, se la pasa gritando cuando me llama y yo me estreso y eso jeje… pero tratare de mejorarlo ^^ Gracias Jack!.

  2. ohh hace rato tuve una conversacion cavernicolaa con mis padres

    porque el sabado nos iremos de viaje a una boda y empizan con su estres de vete a cortar el pelo mañana ve tus cosas etc etc… ahhhhh desperante.. nos vemos!

  3. yo tambien tengo muchas combersaciones cavernicolas con mi madre, es curioso que simpre sean las madres las que provocan un malestar de este tipo, bueno las madres y las mujeres en general no se por que pero tienen un arte para el drama, yo creo que les hacer dar sentido a las cosas y sentirse importantes mi madre siempre se esta justificando pegando portazos y dicoendo palabrotas a mi eso me pone del higado ademas lo hace por las mañanas y me jode el dia supongo que lo que tendre que hacer es decirle mama con una sonrrisa necesitas algo del mercadona y sonrreirle jeje

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.