Sé el amigo que quieres ser
Verdadera Seduccion | 30 de agosto de 2016 | sociabilidad |

Sé el amigo que quieres ser

© KaCey97078

Hay amigos de todo tipo, hay amigos según el momento o la edad. Es difícil hacer una clasificación ya que seguro que nos dejamos a alguno imprescindible, pero hemos seleccionado cinco tipos de personalidades diferentes y analizamos por qué es bueno contar con este tipo de amigo. Si no tienes claro qué clase de amigo eres o qué amigo quieres ser analízalos a fondo y sé el tipo de amigo que quieres ser. Cuidado, porque no siempre vas a ser el mismo tipo de amigo, si tienes varios grupos o amigos diferentes puedes cambiar de un tipo a otro de personaje en función de cómo sea el grupo y cómo sean los demás. A veces te tocará ser el responsable y otras el divertido. Lo bueno es ir cambiando y demostrar que tienes muchos roles por aplicar y que eres una persona bien completa.

La personalidad de uno no solo depende de cada uno sino también de las personas con las que se encuentran. Uno puede ser muy divertido en determinado tipo de ambientes o muy responsable en otros. Además, puede convertirse en una persona enfadada dependiendo de quién esté al otro lado. Como se dice, lo que uno es no depende más que de uno mismo pero lo que haces sí depende de los demás. Si alguien te hace enfadar, pues te enfadarás y no por ello serás una persona de talante gruñón. Siempre depende de quién tengas al otro lado, para lo bueno y para lo malo.

Hay personas que sacan lo mejor de cada uno mientras que hay otros que sacan lo peor de ti. Seguro que se te ocurren personas a quien no soportas y otros con los que siempre te sientes genial. Ahora se trata de encontrar tu modo de actuar con todos ellos de modo que ellos también se sientan genial contigo y quieran sacar lo mejor de ellos. Para tener todas las habilidades sociales que necesitas te recomiendo nuestro curso para superar la timidez y ser sociable.

Qué tipo de amigo puedes ser

Vamos a ver cinco tipos de amigos para entender un poco cómo funcionan, por qué es bueno tenerlos como amigos y qué puedes hacer tú para convertirte en este tipo de amigo. En algunos casos te saldrá de forma natural mientras que en otros deberás esforzarte y cambiar o sacar lo mejor de ti. Puedes ser cada uno de estos tipos de amigos y potenciar más una faceta u otra en función de la situación o la persona con la que estés.

El divertido

Imprescindible tener un amigo que te haga reír. Que sea capaz de quitarle importancia a muchas situaciones y que te conozca como para hacer bromas en cualquier situación y arrancarte una sonrisa. El amigo divertido es necesario en las fiestas y los malos momentos, pues es aquel que relaja el ambiente y puede convertir un mal momento en uno divertido.

© mr-football

El sincero

El amigo sincero va más allá de saber escuchar. No solo lo sabe, sino que también es capaz de decirte la verdad, duela lo que duela. Un buen amigo sincero encontrará la forma de decirte las cosas sin ofenderte pero no te dirá lo que quieres escuchar sino lo que necesitas oír. Te dará los consejos que necesitas y te abrirá los ojos ante muchas situaciones en las que no eres capaz de ver con claridad.

Si quieres ser este tipo de amigo debes ser prudente pues no todo el mundo está dispuesto a aceptar que cualquiera les diga la verdad. Si eres una persona excesivamente sincera o demasiado brusca diciendo las cosas pueden rehuírte y evitarte cuando saben que lo que dirás va a ser doloroso.

Para esto es muy útil la asertividad, la psicología y conocer bien a la otra persona. Con asertividad puedes decirle casi de todo a casi cualquiera. Pero para ello necesitas haber estrechado los lazos de la amistad, recuerda que no eres amigo de quien tú quieres sino que la amistad es algo que va en los dos sentidos y que crece y se desarrolla con el tiempo.

El que anima

Hay un tipo de amigo que siempre tiene una palabra de ánimo para los demás. Que es capaz de motivar y de hacer sentir bien a los demás. Confía en ellos y les apoya en sus decisiones y fracasos. Cuando un amigo no consigue lo que quiere, el que anima siempre está a punto para hacerle sentir mejor y para conseguir que se levante de nuevo para intentarlo las veces que haga falta. Un amigo así es necesario en muchos momentos de tu vida.

El que escucha

Tiene paciencia, curiosidad y empatía. No juzga si no se lo pides y siempre está dispuesto a ceder su tiempo y su protagonismo para que otros hablen y se desahoguen. Tener un amigo así es importante. Tú puedes serlo, especialmente si la timidez es lo que más te preocupa. Los tímidos son buenos escuchando y observando, por lo que pueden dar buenos consejos.

El que da

El amigo que da más de lo que recibe es el generoso. Aquel que siempre tiene algo que ofrecer. Que siempre está dispuesto a ayudarte y a compartir lo que tiene. Ojo, no abuses de ser siempre el generoso porque si no lo haces de todo corazón es algo que va a acabar quemándote mucho. El amigo que da no lo hace para esperar nada a cambio, es que no sabe hacer las cosas de otra manera, prefiere darte su bocadillo que verte pasando hambre, aunque para que te lo comas tú tenga que pasar hambre él. Si vas a ser este tipo de amigo, que sea de forma desinteresada y porque te sale de dentro.

Para mejorar tu personalidad y tener recursos para ser capaz de responder a la perfección en cualquier tipo de relación social, especialmente si eres tímido y no puedes llevar a cabo la mayoría de estos tipos de personalidad, te recomiendo nuestro curso Cómo superar la timidez y ser sociable.

Comenta





No hay comentarios


Contactar | Links | Mapa Web | Domenec BF

| Verdadera Seduccion

Diseñado por Blogalizate y adaptado por Internet y ventas

@ Copyright 2007 - 2012 (Domenec Benaiges Fuste)