Quentin Tarantino – Un ejemplo de auto-superación y genialidad como director

Quentin TarantinoAmor a Quemarropa

Una de mis películas favoritas, tanto para mí como para mis hermanos es: Amor a Quemarropa.

Quentin Tarantino y Avary escribieron un guión titulado: «true romance«, más tarde lo pasaron a película, una película mítica y excelente titulada: «amor a quemarropa«. Digno del estilo más puro a lo Quentin Tarantino.

Autoayuda y Superación con Quentin Tarantino

Ahora mismo cualquiera puede ver las excelentes películas de Quentin Tarantino: Pulp Fiction, Kill Bill, Abierto hasta el amanecer… películas que han hecho historia, muchísimas somos las personas que admiramos tanto a Tarantino como a sus películas. Me atrevería a decir que es uno de los directores más prestigiosos de Hollywood. Pero…

¿Creéis que todo le vino así? Para empezar Quentin Tarantino dejó sus estudios en la secundaria para trabajar como acomodador de cine (muchas veces he pensado trabajar en eso ya que me encanta el cine), más tarde trabajó en un videoclub. Como podéis ver Tarantino fue gran parte de su vida un don nadie, al igual que cualquier persona que anda por la calle con un trabajo medio-bajo.

Podía ser el típico chico al que muchos tildarían de «pringado«, tal vez ese al que no le gusta mucho salir y es un friki de las películas. Ese chico al que muchos evitaban…

Naces para conseguir tu sueño

Quentin Tarantino nunca fue a la universidad ni se formó como director, ni cámara… Su única formación fue su pasión y todos podemos ver cómo sus películas están hechas con una gran pasión. Siempre persiguió su sueño de ser director de cine y vaya si lo consiguió… además, para suerte para todos nosotros, si lo consiguió. Porque cuando una persona no consigue un sueño, no solo perdemos nosotros, sino que también pierden las millones de personas que en un futuro no se beneficiarán del sueño de esa persona.

Quentin Tarantino escribió los magníficos guiones que le llevaron a la fama y produjo las magníficas películas que le llevaron a la fama, y todo por intentarlo una y otra vez.

Quentin Tarantino, su éxito y pasado

Imaginaos ahora mismo a Quentin Tarantino, está rodeado de dinero, puede hacer lo que quiera, puede ir a un hotel y alquilarlo entero para dormir en sus habitaciones. Puede viajar dónde quiera, relajarse…
Ahora imagináoslo dejando los estudios. Sus padres le dirían algo así cómo: «hijo, debes ir a la universidad y hacerte médico«. Seguramente fue duramente criticado por dejar los estudios, pero él no, siguió persiguiendo su pasión, su afición, porque eso es lo que nos hace felices. En realidad no importa cuanto ganes, rico o famoso seas. El objetivo principal es que perseguir un sueño es un éxito se llegue al final o no.

La felicidad está en hacer lo que nos gusta y gran prueba de ello es Tarantino, primero acomodador, luego en el videoclub, guionista y finalmente uno de los directores de cine más respetados de Hollywood.

¿Y tú? ¿Seguirás el standar social? ¿O perseguirás tu sueño?

7 respuestas a «Quentin Tarantino – Un ejemplo de auto-superación y genialidad como director»

  1. Tarantino, es uno de mis directores de cine favoritos (Por no decir el favorito del todo) Es un genio, hace cosas que otros no se atreven, es muy criticado pero el sigue haciendo su excepcional cine, esperemos que siga así durante muchos años más.

    PD: Creo que la unica pelicula que no me gustó fue Death Proof xD (Nadie es perfecto y para gustos los colores :P)

  2. Quentin Tarantino es, como decimos en la Argentina, una masa. Tiene un talento descomunal, y una capacidad de observación y de comprensión de la maldad verdaderamente insuperable. Pocos directores han sabido hacer de la maldad y de la violencia una suerte de "club de fans".

    Saludos.

    Sparrow

  3. Muchos perseguimos sueños… pero la pregunta es: ¿como alcanzarlos?, es tan difisil entender por que son sueños y no realidad, la verdad es que no todas las personas llegan a sentirce realizadas por que sintieron muy difisil seguir creyendo en ellos, simplemente las esperanzas se acaban, aunque a mi todavia no…

  4. HIstorias como estas deberían publicar más, ya que existen un montón de personas que no son famosas pero que son un ejemplo de fuerza e inteligencia

  5. Sabes viejo, eso que escribiste allá arriba -"La felicidad está en hacer lo que nos gusta"- me ha tocado el "bobo" -corazón, aquí en Perú-. Yo acabo de abandonar la universidad por segunda vez -esta vez definitivamente- y me encuentro medio a la deriva. Pero haré eso que dices tu amigo: "hacer lo que me gusta", y me gusta ver las cosas del modo como tú las pones: simplemente hacer aquello que nos agrada al margen de los resultados, ya hacer eso no hace felices. Te doy unos puntos por eso viejo.

    Un abrazo.

  6. Si bien es cierto eso que pones,pero..por desgracia esas son las excepciones,que te crees que ahora dejo mis estudios y me pongo a entrenar a chicos,luego a jugar en aficionados…y luego al real madrid?,o los dejo,me meto en un teatro a trabajar,luego actuo,y despues me hago un Antonio Banderas?esta claro que uno debe seguir sus sueños..pero como sean como el de Quentin Tarantino estamos jodidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.