Claves para descubrir a un envidioso
Verdadera Seduccion | 13 de septiembre de 2016 | sociabilidad |

Claves para descubrir a un envidioso

© Florencia Cárcamo

Hoy vamos a hablar de envidia. De las personas que te rodean y son envidiosas. ¿Cómo es una persona envidiosa? Muchos de ellos son, como se dice habitualmente, lobos con piel de cordero. Los hay que se ven a la legua, pero muchos son de los que pasan desapercibidos y te van generando un mal rollo, crean tensión, te desaniman y poco a poco van minando tu autoestima, tus energías y tu ilusión.

Tener un amigo envisioso que no tiene intención de cambiar sino que es manipulador com para que no te des cuenta de sus intenciones reales es un peligro. Mi recomendación es que abandones esa amistad lo antes posible. Entiendo que a veces conocer a gente es un problema, que tienes que volver a empezar una relación y volverte a dar a conocer, sacar lo mejor de ti mismo y coquistar nuevas amistades. Porque la amistad es un poco como el amor. Tiene que existir esa conexión, ese gusto y apetencia por estar con la otra persona.

Si necesitas que te echemos una mano para encontrar nuevos amigos, te podemos recomendar un curso de sociabilidad en el que podrás dejar la timidez a un lado y aprender a ser una persona más sociable. Siendo sociable tendrás oportunidad de conocer a mucha más gente y por tanto de estrechar lazos con algunos de ellos. Tener un buen círculo de conocidos y algunos amigos es la cosa más sana que puedes hacer. Los amigos aportan muchas cosas buenas a la vida, está demostrado, por ejemplo, que las personas que tienen amigos viven más tiempo. Si quieres potenciar tu capacidad social te recomiendo nuestro curso cómo superar la timidez y ser sociable

Qué hacen las personas envidiosas:

Son aguafiestas

Especialistas en darse cuenta de los detalles negativos, de buscar problemas en tus alegrías, de prevenirte contra las cosas que pueden salir mal. Negativos y pesimistas por un lado.

Por otro lado, parece que le quitan importancia a lo que has conseguido, te hacen comentarios que consiguen desinflar tu ilusión, que te hacen sentir que eres un exagerado por estar contento o que lo que estás celebrando no es para tanto. En resumen, son aguafiestas, en uno u otro sentido son personas que le quitan importancia a tus logros.

Otra opción es que cuando les das una buena noticia, cambien de tema rápidamente para hablarte de algo que han conseguido ellos, algo que les ha sentado mal, algo que le ha ocurrido a otra persona. El caso es que cambian de tema y acortan tu celebración y por supuesto no lo celebran contigo.

© Alan & Karolina Bloom

 

Los amigos envidiosos te dejan mal en público

Te cuestionan, te ponen en duda, incluso te critican en tu cara. Son personas que suelen conocer tu punto débil y suelen usarlo en tu contra delante de más gente, cuando más daño te puede hacer y menos te lo esperas. El mismo menosprecio que demuestra cuando quieres compartir una buena noticia lo demuestra en público. Te quita mérito, esconde tus cosas buenas y cuenta solo las malas, y si tiene que contar algo bueno, no recuerda que lo dijiste o lo hiciste tú. Después lo manipulan para hacerte creer que no interpretaron bien la situación cuando te criticaron o te culparon de algo que era obvio que no habías hecho tú. Le quitan importancia, pero el daño ya está hecho.

El que se apropia de tu éxito

En cuanto puede se olvida de que tú has tenido mucho que ver con el éxito y se lo monta para hacer creer a los demás que ha sido cosa suya. Otra versión de este punto es que te eche una mano o te dé un consejo y después vaya diciendo que su ayuda fue imprescindible.

Todo lo contrario a lo que hemos dicho

El pelota, el que exagera sus celebraciones y sus alegrías por ti, el que parece tu relaciones públicas o tu representante. El que quiere caerte bien a toda costa para seguir tu estela y no perderte de vista ahora que las cosas te van bien. Lo malo es que a ti te parece poco creíble, no sabes de donde te va a venir pero tienes la sensación de que hay una mentira flotando en el ambiente.

Te reprende cuando te equivocas

Cuando fracasas, en lugar de apoyarte y tratar de animarte es de los que viene a decir aquello de “ya te lo dije” o “ya lo decía yo” o “cómo ibas a conseguir tú eso, estás flipado”. O cosas peores. En tus éxitos se olvida de que fue gracias a ti y en tus fracasos se regodea y se recrea.

Es de los que está cuando lloras pero no cuando ríes

Tu amigo desaparece cuando estás de celebración, solo aparece para aprovecharse de tu éxito y quitarte mérito como ya hemos visto. Y aparece para regodearse en tu desgracia y hacerte saber que ya lo sabía él. Y después ya desaparece, a apoyarte no llega y a ayudarte a levantarte menos.

Se deprime cuando las cosas te van mejor

Tú pasas por tu mejor momento y tu amigo pasa, como es habitual, por su peor momento. Monopoliza a los demás con sus desgracias, consigue que tu éxito languidezca rápidamente y que tú te volques en su problema.

Tener un amigo envidioso es un peligro, siempre va a tratar de hacerte quedar mal. Siempre va a intentar quedar por encima de ti. Lo más probable es que sea una persona mediocr y tienes que tener cuidado con la forma de romper la relación ya que corres riesgo de que se obsesione contigo y dedique todas sus energías y esfuerzos a perjudicarte.

Es muy duro ser una persona que ha padecido este tipo de amigos, te hacen dudar de todo, empezando por ti mismo y pierdes la autoestima y la seguridad a la hora de conocer a gente nueva. Por ello te recomiendo que pierdas de vista a este amigo que se agarra a ti para sobresalir y busques nuevas amistades, para que te sea más fácil echa un vistazo a nuestro curso cómo superar la timidez y ser sociable.

Comenta





Hay 1 comentario


Contactar | Links | Mapa Web | Domenec BF

| Verdadera Seduccion

Diseñado por Blogalizate y adaptado por Internet y ventas

@ Copyright 2007 - 2012 (Domenec Benaiges Fuste)