Es normal tener desilusión y miedo ante un sueño

Foto extraida de Placer Visual

Crítica a los vendemotos

Mucha gente cree que soy una especie de dios infalible que siempre sigue adelante pase lo que pase, que siempre estoy ilusionado con mi revista, con escribir y que no pierdo ni un segundo de ilusión. Es normal atribuir cualidades de dios a las cosas que admiramos, al igual que muchos creen que el seductor Mystery siempre sale a sargear con 100% de energías y que nunca falla.

Dejadme deciros que la realidad no es así, todos somos humanos, todos fracasamos y todos tenemos miedo, unos más que otros pero todos tenemos esas cualidades. El médico que va de sabiondo tendrá dudas, será necio y torpe muchas veces, que lo niegue solo significa que tiene un defecto más: Su Ego.

Conseguir un sueño: Los 9 puntos conflictivos que te impedirán llegar a tu sueño

Foto extraida de cattycamehome

Buenas

Hoy voy a hablar un poco sobre lo difícil que es llegar al éxito por mérito propio. Voy a escribir varios puntos conflictivos los cuales casi todos o todos los que intentamos levantar un sueño tenemos que enfrentar.

Trabajas más y cobras menos

Cuando se empieza un sueño nadie te conoce ni quiere contribuir contigo, aunque seas un diamante en bruto nadie lo sabe ni quiere saberlo. La gente no se arriesga y por lo tanto en el camino estarás probablemente solo. Tendrás que hacer un sobre-esfuerzo humano para sacar tu pequeño negocio adelante, quizás trabajar más de 12 horas al día, comiendo poco y trabajando mucho incluso en días festivos.

El Verdadero Poder: Tener Opciones, más estrategias, más éxitos

Tener Opciones

Uno de los peores consejos que me han dado en la seducción ha sido “Si algo te funciona, sigue utilizándolo”. No me acuerdo dónde lo leí, pero en mi opinión el que lo escribió se merecería una paliza en plan Skinhead.

Veamos como una persona normal interpreta “que algo le funciona”.

Para una persona normal si un día entra a un grupo de chicas con una frase cualquiera y engancha el grupo, es posible que esté usando esta frase el resto de su vida. La frase puede ser malísima de cojones y el tío seguramente enganchó porque ese día estaba muy contento o por lo que fuera.